Sesión con un decalaje de comportamiento entre la sesión americana y europea donde sufrieron de nuevo por los temores a un desaceleración en China. También la suspensión de pagos del gigante inmobiliario Evergrande, unido a la incertidumbre regulatoria sectorial y nuevos gravámenes sobre la riqueza en la región, hunden el sentimiento de confianza, lastrando al Hang Seng que pierde un 10%.

Las referencias procedentes de China publicadas ayer aunaron tanto el comportamiento del índice de producción industrial, así como las ventas minoristas, ambas por debajo del consenso.

El Ibex se desacopla una vez más de sus homólogos tras la nueva vuelta de tuerca que ha supuesto sobre las eléctricas la instauración de un Clawback en el precio del gas, después de la última en mayo sobre el CO2.

Las compañías más perjudicadas fueron Endesa e Iberdrola aunque mantenemos la cautela en todo el sector.

El crudo rebota un 2% lo que supone un aspecto positivo para la generación de caja de Repsol, Total y Eni

 

informe de mercado